Menu Close

¡Lavadoras!, nada es lo que parece

Este fue el turno de la línea blanca, las lavadoras automáticas, las dos maquinas tienen síntomas de fallas en los capacitores del embobinado del motor que corresponde al movimiento del canasto, el centrifugado, así que nos preparamos con nuestro infaltable capacimetro, llaves, destornilladores y una buena linterna.

La primera maquina nos lleva a una de las zonas sur de la ciudad de Los Ángeles, siempre equipado y resguardado con protección sanitaria como es debido, y bueno, el permiso de circulación. Esta maquina, una Sindelen, tiene problema en el centrifugado, lo primero es probar el modo centrifugado, y encontramos que el motor arranca correctamente, pero el canasto no gira, nos situamos en la zona de la transmisión (de todas formas hacemos la medición del capacitor, como era de esperar esta en correcta medida), el engrane que se encarga del movimiento esta rodado, por así decirlo, y la maquina tiene mucho metal oxidado, al parecer la falta de mantenimiento hizo estragos en los materiales, ya comprobado esto buscaremos el repuesto para la transmisión.

Pieza estropeada por la corrosión.


La siguiente maquina, que en realidad salió bajo la manga nos lleva al sector Santiago Bueras, la maquina en cuestión tiene defectos en el centrifugado, de inmediato realizamos la medición del capacitor, en excelentes condiciones, pero en eso nos percatamos de la correa de transmisión, demasiado suelta pero a buena distancia, con eso nos dice que esta en las ultimas, pero para salir del paso se ajustó la separación de las partes para que quedara tirante, de todas formas estará en observación para cambiarla por una nueva.

A fin de cuentas, no era el capacitor en ninguno de los casos que era lo que se esperaba y se ansiaba por la facilidad de la reparación, pero también es muy común las fallas por desgaste de material en este tipo de maquinas, la corrosión y la falta de atención, es decir, al menos yo jamas eh visto a una persona llevando su lavadora al técnico para que le haga una mantención si esta está funcionando correctamente.

Cuiden sus maquinas gente, solo eviten el desgaste innecesario, todo se puede reparar si se cuida y no es necesario comprar y comprar y comprar siempre.
Y ustedes, ¿llevarían sus electrodomésticos al taller para una mantención como lo hacen con sus vehículos?


Related Posts

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *